Un San Valentín rural.

febrero 10, 2014 Por: Ibérica Turismo - No hay comentarios

Se acerca la fecha del Día de los Enamorados y muchos nos preguntamos qué regalar y cuál es la mejor manera de celebrarlo.

¿Quieres tener éxito en tu elección? Pues lo tienes muy fácil, alquila o reserva en una casa rural que esté en un entorno íntimo, recogido y que os permita relajaros y disfrutar tanto del entorno como de vosotros mismos. Porque ¿a quién no le gusta viajar y conocer lugares nuevos? Muy poca gente es reacia a una escapada y más si es una escapada romántica.

Si te lo curras bien, será una sorpresa muy difícil de olvidar.

Para ayudaros en vuestra elección, siempre podéis consultar los alojamientos y las ofertas de nuestro portal Ibérica Turismo. Pero esta vez os lo queremos poner más fácil aún si cabe y os vamos a recomendar seis alojamientos que, a nuestro entender, rebosan romanticismo en todos los rincones.

La primera de ellas es la casa rural El Folló Turisme Rural. Sita en Tagamanent, Barcelona, se trata de una casa de ocho habitaciones a cada cual más bonita y acogedora. Su propietaria Merçe Brunés es una gran anfitriona además de excelente cocinera. Si te la camelas un poco, te deja entrar en la cocina y te da unas clases magistrales con los productos km 0 que se sirven en su casa.

El restaurante nos ofrece bufet libre con comida orgánica de proximidad y primera calidad, vinos locales y quesos.

Además está muy cerquita de Barcelona, a unos 41 minutos, en concreto en el parque natural de Montseny, el único parque Reserva de la Biosfera en Cataluña.

El Follo1

En segundo lugar nos vamos a Guadalajara, más concretamente a la casa rural La Perla en Hiendelaencina.

Situada en plena Sierra Norte de Guadalajara, La Perla es un lugar diferente. Cuenta con seis habitaciones que su dueña, Isabelle ha decorado y mimado con exquisito gusto, teniendo además detalles tan agradables como un kettle para hacer infusiones.

Sus desayunos son lo más conocido y apreciado por sus anteriores inquilinos. Consta de café recién hecho, pan tostado de pueblo, brioche y bizcochos franceses, zumos y sus maravillosas mermeladas caseras. Y todo artesanal, realizado por ellos mismos. Una delicia.

Además, si te interesa y ya que estamos hablando de San Valentín, tienes la posibilidad que cuanto llegues a tus aposentos, te tengan preparado un ramo de flores y una botella de cava con bombones. ¡¡Te lo dan todo hecho!!

Y volvemos al norte, en este caso a La Coruña y más concretamente a Os Anxeles en Brión.

La Perla1

Allí tenemos un rincón realmente acogedor y tranquilo, el Hotel Casa Rosalía.

Es una antigua casa rural de labranza de 250 años totalmente rehabilitada que mezcla a la perfección lo rústico y lo actual. Dispone de 30 habitaciones que conservan la distribución original y que están decoradas con elementos rústicos.

Tienen un trato cercano y el lugar es para descansar, realizar cualquier actividad de turismo activo o descubrir alguna de las Rutas Turísticas de la zona como Finisterre y la Costa da Morte, Pontevedra y las Rías Baixas, Noia y la Sierra del Barbanza o ciudades como Santiago, La Coruña o Vigo.

Y en el norte seguimos, ya que ahora nos vamos a Cantabria. Allí tenemos dos casas rurales con todo el encanto de la zona e ideales para pasar un fin de semana romántico.

Hotel Casa Rosalia

La primera está en Udías y hablamos de El Trenti de Corona, donde conocerás a Conchi y Eloy, los encantadores propietarios que te harán sentir mejor que en casa. Desayunos y comida casera, información detallada de los lugares de interés de alrededor, trato familiar y descanso será lo que te encontrarás entre sus muros.

Dispone de nueve habitaciones, dos de ellas adaptadas para discapacitados y otras dos con bañera de hidromasaje, bar exclusivo, zona de lectura, de tertulia, partidas o simplemente zona de relax.

El Trenti de Corona

La siguiente casa rural cántabra se trata de La Casona de los Guelitos, situada en la famosísima Santillana del Mar. Es un alojamiento certificado con la “Q” de Calidad Turística y reconocido con el sello Club de Calidad Infinita.

Sus propietarios Mayte y Jose Luis hacen que la estancia sea lo más amena, relajada y especial que puedan cuidando cada detalle para que nunca te falte de nada.

Es una casona rural totalmente restaurada respetando la estructura original y decorada en rústico para preservar su originalidad. Mantiene la esencia del pasado en sus patios, sus miradores y sus galerías. Eso sí, adaptándola a las necesidades de hoy en día.

Sus desayunos y cenas con productos típicos, artesanos y caseros les han dado un nombre y una fama muy bien merecida.

Y, por último, nos vamos un poco más al sur. Pero no mucho más, concretamente a Aranda de Duero en Burgos.

La Casona de los Guelitos

La casa en cuestión además de ser una casa rural podría considerarse una casa de reposo. Estamos hablando de Kinedomus Bienestar, un lugar totalmente diferente que cuenta con servicio de masajes, spa, sauna finlandesa y todos los demás servicios que puedas encontrar en cualquier casa rural.

Dispone de ocho habitaciones, hemeroteca, cafetería y restaurante, turismo activo, yoga, pilates, jacuzzi…Además se encuentra a orillas del Duero con lo que los únicos ruidos que perturbarán tu estancia serán los que provengan de él. Su dueño, Samuel, se desvivirá porque te encuentres lo mejor posible así que no dudes en pedirle ayuda.

Kinedomus bienestar

Ahora ya no tenéis excusas para no regalar.